Agro

Federico Gómez, de Saudu: En el este, “el balance de las lluvias es que cierra bien por todos lados”

El clima, el buen manejo, las rotaciones, todo lleva a ser optimistas. A ello se suma el cuidado ambiental que cada vez es más exigido por los mercados internacionales.

El ingeniero Agrónomo Federico Gómez es el encargado de la regional este de la Sociedad de Agricultores Unidos del Uruguay (Saudu), también es productor independiente sojero, con una sociedad en arroz.

Consultado por La Mañana, dijo que el régimen de lluvias en el este del país ha sido diferente al resto del territorio: “En febrero hubo muy buenas precipitaciones en la zona de Río Branco y hacia la ruta 26 y la laguna Merín, con registros cercanos a los doscientos milímetros”, pero al comenzar marzo eso cambió, “con lugares que estaban precisando agua”, la que “justo llegó ayer [lunes 18],” con un volumen de entre cuarenta y setenta milímetros. El resultado es que “en general los campos ganaderos y la soja están bien”.

Sobre el arroz, señaló que “ya se está cosechando y la lluvia de ayer con algún viento más fuerte de lo deseado causó un desgrane, lo que puede perjudicar en algo los rendimientos, aunque la lluvia fue bienvenida”.

Además, ese aporte positivo del agua se da porque “ahora se están implantando pasturas, sembrando praderas, verdeos de avena y raigrás, y la lluvia asegura un buen nacimiento. Para la soja lo positivo es porque continúa el llenado de grano y las que vengan atrasadas son impulsadas a tener una floración más fértil. El balance de las lluvias es que cierra bien por todos lados”.

En el arroz “ahora hay que estar atentos a continuar cosechando cuando el piso lo permita y desde las intendencias se autorice la circulación de camiones”.

Diferente es el cuidado que debemos tener con la soja, ya que “la humedad y el calor son condiciones ideales para el crecimiento de hongos, y hoy tenemos un gran problema con el hogo roya (roya asiática) que avanza muy rápidamente. Es importante tener precaución porque hay cultivos que están a mitad del llenado de grano, el hongo coloniza y en una semana se debe recurrir a productos más caros para controlarlo. De todas maneras y a pesar de esos desafíos, yo siempre prefiero tener esta lluvia y después salir a atender los problemas que se puedan generar”, aseguró.

Lo importante es que hay formas de combatir la roya asiática. Por ejemplo, Tridium que “es un fungicida muy bueno para su control, es exclusivo de Saudu y consiste en una mezcla de Mancozeb, Azoxistrobin y Tebuconazol. Esa mezcla controla muy bien este tipo de hongos”, aseguró Gómez. “La disponibilidad de productos como la asistencia técnica correcta nos coloca en condiciones de tener buenos cultivos y sanos, pero para eso es importante estar atentos” con la evolución de las plantas “porque si se llega tarde luego el cultivo pasa factura”.

Los drones como complemento de otras tecnologías

El ingeniero Gómez comentó que en la zona de Río Branco “creció de forma exponencial el uso de drones agrícolas, que como todo tiene ventajas y contras. Una de las ventajas es que se puede trabajar de noche y es capaz de bordear obstáculos, la contra es que rinde pocas hectáreas, tiene que regresar, surtirse y seguir trabajando. Los drones son un complemento del mosquito y del avión”, y así lo entienden los productores porque de lo contrario no se explica el crecimiento como herramienta de uso agrícola.

Es una tecnología que “está siendo incorporada por los productores, que además significa una invasión mucho menor. El que tenga setecientas u ochocientas hectáreas entre arroz y soja le conviene mucho más comprar un dron y pagar su inversión en poco tiempo. Es una tecnología que llegó para quedarse, y lo importante es que la misma mezcla en mosquito, avión o dron funciona igual y con el mismo resultado”.

“Un año bueno”

Si tuviera que pasar raya a la actividad agropecuaria en general, Gómez dijo que “en general cabe esperar un año bueno”.

Sostuvo ese optimismo comentando que tanto el clima como el buen manejo y las rotaciones “tienen mucho que ver con ese resultado: Hay esquemas soja-arroz, arroz-ganadería, soja-ganadería, que antes eran circunstanciales y hoy son estructurales porque ya forman parte de los productores y de las zonas donde se produce. Hay que tratar de mantenerlas, aunque los precios de un grano u otro como de la carne puede modificar los porcentajes, pero estos se siguen respetando y siguen siendo un beneficio para todos”, afirmó.

Por último, el técnico de Saudu resaltó: “lo importante que es el cuidado ambiental. En Saudu estamos muy focalizado en manejar cultivos y productos lo más amigables posibles porque hemos visto que se han degradado sistemas, se han aplicado demasiados productos en una forma innecesaria, a veces por mal asesoramiento o por desconocimiento, pero se ha hecho. Hoy el mercado internacional nos marca que los países que dejen la menor cantidad de residuos en el ambiente y en los alimentos son los que van a tener la ganancia final. Saudu está trabajando en eso y cuenta con una división focalizada en los productos biológicas y a eso vamos”.

Fuente: Semanario La Mañana

Deseas compartir la información
A %d blogueros les gusta esto: